Today is April 17, 2024 / /

The Torah Learning Library of Yeshivat Chovevei Torah

Vaikrá  – El Rosh Yeshivá responde – Casherizar una sartén

by Rabbi Dov Linzer (Posted on March 20, 2024)
Topics: Rosh Yeshiva Responds, Sefer Vayikra, Spanish, Torah, Vayikra

Print Friendly, PDF & Email

https://pixabay.com/photos/royal-fan-court-frying-pan-1195362/

Traducido por Balbino Cotarelo Núñez

To read this post in English, click here

וְאִם־מִנְחָ֥ה עַל־הַמַּֽחֲבַ֖ת קָרְבָּנֶ֑ךָ סֹ֛לֶת בְּלוּלָ֥ה בַשֶּׁ֖מֶן מַצָּ֥ה תִֽהְיֶֽה

Si tu ofrenda es una comida preparada en una sartén, será de harina escogida con aceite, matzá será ( Vaikrá 2:5)

PREGUNTA— Washington

¿Puede casherizarse una sartén que era cashér y que se usó para cocinar sin aceite ni nada más, un pollo trefá?

RESPUESTA

Se puede casherizar con libún jamúr, “exposición intensa al fuego.”

Hay un debate entre los poskím sobre qué nivel de calor se necesita para hacer libún jamúr. Según algunos, es suficiente con que la sartén se caliente con la misma temperatura con la que absorbió el isúr – basado en el principio de que “tal como se absorbió (la comida prohibida), así se expulsa.”  Según otros, sin embargo, se necesita alcanzar alrededor de 650-700 ºF (ó 343-371 ºC) siempre, porque el principio en este caso es que el calor, en lugar de extraer la comida absorbida, la quema y la destruye donde está, y se requiere un nivel de calor muy alto para que sea efectivo. En este debate, véanse Pri Megadím (Eshel Avraham)  OJ 451: 30 e Igrót Moshé (ID 1: 60) en el extremo más majmír, y, Minját Itzják 3: 66 en el extremo más permisivo.

Usar un horno no es una opción en este caso, según cualquiera de las opiniones. Un horno puede como máximo llegar a los 500ºF (260ºC), no a 650-700 ºF (ó 343-371 ºC). Esto significa que no serviría como libún jamúr según la opinión más estricta, que siempre exige 650-700 ºF (ó 343-371 ºC) para libún. Tampoco contaría como libún jamúr para aquellos que son más permisivos y que permiten un libún en que la sartén se caliente al mismo nivel que cuando absorbió la comida. En nuestro caso, la comida fue originalmente absorbida cuando la sartén estaba encima de la encimera. Por eso, la sartén no puede ser casherizada en el horno, ya que no podrá llegar a calentarse tanto como lo hizo en la encimera.

En resumen, entonces, una sartén usada en la encimera con comida que no es cashér debería ser casherizada en la encimera. Creo que el enfoque correcto es dejarla en el fuego unos 30 minutos hasta que se caliente al máximo (*).

En los casos en que la sartén fue usada en el horno, y la sartén se estropearía si se coloca en la encimera y se pone a 650-700 ºF (ó 343-371 ºC), se puede seguir la opinión más permisiva y casherizarla en el horno. En ese caso, yo esperaría 24 horas. Generalmente esto no es requerido para libún, pero dado que estamos siguiendo en este caso una opinión más permisiva, esperar 24 horas bajará el nivel del isúr. Además, es recomendable lavar la sartén con agua caliente y jabón antes, lo que puede crear un punto adicional de permisividad.

Nota: El caso de jamétz es diferente. Es una heterá balá – una comida permitida absorbida – y solo requiere libún kal, una exposición menos intensa al fuego, aunque algunos son majmír.

(*) Nota del traductor: las sartenes en EEUU suelen ser solo de acero sin recubrimientos. Una sartén con recubrimiento antiadherente típica de otros países sería estropeada con este procedimiento y acabaría siendo perjudicial para la salud e inservible. El recubrimiento dañado puede ser tóxico.